Dismorfia corporal ¿cómo saber si la tengo?

dismorfiacorporal

Existen muchos factores que predisponen a las personas a desarrollar dismorfia corporal, pero ¿qué es la dismorfia corporal? o ¿cómo puedes saber si tienes dismorfia corporal?

Puede pasar desapercibida ya que muchos de nosotros estamos insatisfechos con alguna parte de nuestro cuerpo, por eso aquí te explicamos qué es y cómo se diagnostica.

Leer información y consejos escritos por un psicólogo profesional puede ser de gran ayuda para muchos, pero si llegarás a considerar que requieres hablar con un profesional, lo más recomendable es solicitar consejería para tu situación particular con un psicólogo en línea.

Trastorno dismórfico corporal

El trastorno dismórfico corporal (TDC) es un trastorno mental en el que una persona está preocupada por un defecto físico imaginario o un defecto menor que los demás a menudo no pueden ver. 

Como resultado, las personas con este trastorno se ven a sí mismas como «feas» y, a menudo, evitan la exposición social o recurren a la cirugía plástica para tratar de mejorar su apariencia.

Se diferencia de los trastornos alimentarios, ya que una persona con trastorno alimentario se preocupa por la apariencia de todo su cuerpo y la persona con trastorno dismórfico corporal se preocupa por una parte específica del cuerpo.

Síntomas

Algunas de las señales de advertencia de que una persona puede tener BDD incluyen:

  • Participar en comportamientos repetitivos y que consumen mucho tiempo, como mirarse en un espejo, tocarse la piel y tratar de ocultar o encubrir el defecto percibido
  • Pedir constantemente que le aseguren que el defecto no es visible o demasiado obvio
  • Medir o tocar repetidamente el defecto percibido
  • Experimentar problemas en el trabajo o la escuela, o en las relaciones debido a la incapacidad de dejar de concentrarse en el defecto percibido
  • Sentirse cohibido y no querer salir en público, o sentirse ansioso cuando está cerca de otras personas.
  • Consultar repetidamente con médicos especialistas, como cirujanos plásticos o dermatólogos, para encontrar formas de mejorar su apariencia.

Diagnóstico

El secreto y la vergüenza que a menudo acompañan al TDC dificultan su diagnóstico. La mayoría de los expertos están de acuerdo en que muchos casos de TDC pasan desapercibidos. 

Las personas con este trastorno a menudo se sienten avergonzadas y reacias a contarles a sus médicos sus preocupaciones. 

Como resultado, el trastorno puede pasar desapercibido durante años o nunca ser diagnosticado. Una señal de alerta para los médicos es cuando los pacientes buscan repetidamente la cirugía plástica por el mismo o varios defectos físicos percibidos.

Al diagnosticar BDD, el médico probablemente comenzará su evaluación con un historial completo y un examen físico enfocado. 

Si el médico sospecha de TDC, puede derivar a la persona a un psiquiatra o psicólogo, profesionales de la salud que están especialmente capacitados para diagnosticar y tratar enfermedades mentales. 

El psiquiatra o psicólogo hace un diagnóstico basado en su evaluación de la actitud, el comportamiento y los síntomas de la persona.

Áreas corporales comunes objeto de la obsesión

Las áreas de preocupación más comunes para las personas con TDC incluyen:

  • Imperfecciones de la piel: Estas incluyen arrugas, cicatrices, acné y manchas.
  • Pelo: esto puede incluir pelo en la cabeza o en el cuerpoo ausencia de pelo .
  • Rasgos faciales: muy a menudo esto involucra la nariz, pero también puede involucrar la forma y el tamaño de cualquier rasgo.
  • Peso corporal: las víctimas pueden obsesionarse con su peso o tono muscular.

Relación con la cirugía cosmética

Los signos del trastorno dismórfico corporal pueden incluir un comportamiento exigente e inusual, solicitudes excesivas de procedimientos estéticos, insatisfacción con los procedimientos quirúrgicos anteriores y la expectativa de que un procedimiento estético resolverá todos los problemas.

dismorfiacorporalcirugiaplastica

El trastorno obsesivo-compulsivo y la fobia social

Las personas con trastorno obsesivo compulsivo (TOC) tienen pensamientos, miedos o imágenes recurrentes y angustiosas (obsesiones) que no pueden controlar. 

La ansiedad (nerviosismo) que producen estos pensamientos conduce a una necesidad urgente de realizar determinados rituales o rutinas (compulsiones). 

Con TDC, la preocupación de una persona con el defecto a menudo conduce a comportamientos rituales, como mirarse constantemente en un espejo o rascarse la piel. 

La persona con TDC finalmente se obsesiona tanto con el defecto que su funcionamiento social, laboral y doméstico se resiente.

Factores de riesgo

El TDC es un trastorno crónico (a largo plazo) que afecta a hombres y mujeres por igual. Por lo general, comienza durante la adolescencia o la edad adulta temprana.

Otros factores que podrían influir en el desarrollo o desencadenar el TDC incluyen:

  • Experiencia de eventos traumáticos o conflicto emocional durante la niñez
  • Baja autoestima
  • Padres y otras personas que criticaron la apariencia de la persona.

REFERENCIAS

Smitha Bhandari, 30 de junio de 2020. Body Dysmorphic Disorder. Extraído el 28 de agosto de 2022. Recuperado de https://www.webmd.com/mental-health/mental-health-body-dysmorphic-disorder

Patricia Nale, 30 de noviembre de 2020. Body dysmorphic disorder can lead to cycle of seeking excessive cosmetic surgery. Extraído el 29 de agosto de 2022. Recuperado de https://www.healio.com/news/ophthalmology/20201130/body-dysmorphic-disorder-can-lead-to-cycle-of-seeking-excessive-cosmetic-surgery

En este artículo:

Deja un Comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Soy Lucía! Estoy para resolver tus dudas y ayudarte a reservar una cita.